Blog de Cine

En la playa sola de noche (Bamui Haebyunaeseo Honja, 2017)

VN:F [1.9.22_1171]
La valoracion de nuestros lectores:
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)

Poster de En la playa sola de nocheNota: 8,5

Director: Hong Sang-soo

Guión: Hong Sang-soo

Reparto: Kim Min-hee, Seo Young-Hwa, Jae-yeong Jeong, Seong-kun Mun, Kwon Hae-hyo, Song Seon-mi,

Fotografía: Kim Hyeong-gyu, Park Hongyeol

Duración: 101 Min.

En determinadas circunstancias, cualquiera es capaz de adivinar las palabras que van a salir de la boca de su pareja o de su mejor amigo. El riesgo es prácticamente inexistente y no por eso dejan de tener su interés. Los más afortunados sienten la misma fascinación que el primer día que las escucharon, aunque sean una mera repetición de la última vez en que fueron pronunciadas. Un simple cambio de tono, una ordenación diferente de los vocablos, una variación en el énfasis… Efectivamente, un simple detalle puede ahuyentar la rutina de su hábitat natural.

Factores a tener en cuenta cuando alguien declara su amor por cada nueva película de Hong Sang-soo y el resto del mundo mira con perplejidad. Él es esa pareja de la que hablábamos en líneas superiores y sus películas son esas palabras tan habituales y a la vez tan diferentes. Por esa misma razon sería injusto afirmar que todas sus obras son iguales. Sin lugar a dudas, en En la playa sola de noche se manejan los mismos sentimientos que dominan las conversaciones y pensamientos de un ser humano cualquiera. Pero al igual que el compartir las mismas preocupaciones no nos hace a unos un calco de otros, lo mismo ocurre con el último trabajo del coreano. Por eso nos gusta su cine, por eso lo detestan.

cine_otb

Cuando arranca En la playa sola de noche bastan un par de planos para constatar que estamos ante una película de Hong Sang-soo. Permanecen los zoom repentinos para incidir en el dramatismo del momento y volvemos a asistir a esos planos largos que evitan el corte mediante panorámicas que reencuadran a los personajes durante las habituales reuniones en torno a una mesa llena de comida y aún más llena de alcohol. Asimismo, se repite la estructura quebrada del film: en esta ocasión la primera mitad se desarrolla en el exilio (la protagonista visita a una amiga en Hamburgo, tras haber protagonizado un escándalo con un famoso director de cine casado) y la segunda en Corea (regresa a su país tras haber dejado pasar un tiempo prudencial).

En esta ocasión Hong exorciza sus propios demonios y construye un relato jalonado por evidentes ecos autobiográficos. En la playa sola de noche rebosa verdad, dolor y desencanto, al mismo tiempo que se rebela contra el conservadurismo de la sociedad coreana. Sin embargo, el director se mantiene fiel a un sentido del humor que, en esta ocasión más que nunca, sirve para equilibrar una película de espíritu atormentado. Cómo nunca lo había hecho antes, el alcohol abre la particular caja de pandora de la protagonista (actual amante de un Hong Sang-soo en trámite de un prolongado divorcio), permitiendo la expresión de todo el resentimiento interior que las costumbres locales aconsejan guardar de puertas adentro.

Una vez más Hong Sang-soo rueda ese tipo de películas que solo él puede filmar. Películas que inicialmente no parecen gran cosa y que, a medida que transcurren los minutos, atrapan al espectador por el humanismo de su propuesta, hasta que acaban hechizándole por la genialidad del conjunto. Cómo es habitual en su cine, el componente sorpresa y las ráfagas de surrealismo contribuyen a transmitir esa sensación de imprevisibilidad que convierte cada uno de sus trabajos en una experiencia fresca y novedosa. Como esos días que sales de casa a hacer lo de siempre y acabas pasándolo como nunca.

Carlos Fernández Castro

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

Escribe un comentario