Blog de Cine

Million Dollar Baby (2004)

VN:F [1.9.22_1171]
La valoracion de nuestros lectores:
Rating: 8.3/10 (3 votes cast)

Nota: 9,5

Dirección: Clint Eastwood

Guión: Paul Haggis

Reparto: Clint Eastwood, Morgan Freeman, Hilary Swank, Anthony Mackie, Jay Baruchel

Fotografía: Tom Stern

Música: Clint Eastwood

Montaje: Joel Cox

.

Maggie: “Señor Dunn

Frankie: ¿Te debo dinero?

Maggie: no, señor

Frankie: ¿conozco a tu mamá?

Maggie: que yo sepa no, señor (sonriendo)

Frankie: ¿entonces que quieres?

Maggie: he boxeado en semifondo, además lo he ganado, Maggie Fitzgerald

Frankie: bien Maggie Fitzgerald ¿qué pasa?

Maggie: ¿ha visto el combate?

Frankie: no

Maggie: lo he hecho bastante bien, he pensado que podría querer entrenarme

Frankie: no entreno a chicas (mirando con cierto desprecio)

Maggie: quizás debería, toda la gente dice que soy muy valiente

Frankie: (deja de andar y le mira cara a cara) chiquilla, ser valiente no es suficiente” (sigue andando por el pasillo, dejando a Maggie detrás).

Esta es la primera conversación que mantienen Frankie Dunn y Maggie Fitzgerald en “Million Dollar Baby”; de hecho, es la primera conversación de la película, aunque podríamos imaginarla perfectamente como un combate de boxeo en el que un púgil ataca, mientras que el otro se defiende, manteniendo su guardia alta para, llegado el momento oportuno, lanzar el golpe definitivo.

Frankie Dunn (Clint Eastwood) regenta un gimnasio que dedica al entrenamiento y práctica del boxeo. Últimamente está bastante volcado en uno de sus protegidos, al que está preparando para el asalto al título de su categoría. En el último momento, éste le deja tirado por otro entrenador que le promete resultados a mas corto plazo. Scrap (Morgan Freeman) es amigo de Frank desde hace muchos años y le ayuda a llevar el gimnasio a cambio de un cuartucho donde dormir cada noche y un pequeño sueldo. Ambos comparten un pasado repleto de emociones y decepciones.  Maggie (Hilary Swank) es una joven con muy poco que perder y un solo objetivo: que Frankie le entrene para conseguir ser alguien en le mundo del boxeo. Él se niega a entrenar a mujeres y ella es demasiado testaruda para aceptar un no como respuesta….

La verdad es que no sé como expresar en palabras las emociones que esta película me provoca. Para intentar explicarlo diré que, después de haberla visto repetidas veces y haber llorado como una magdalena en cada una de ellas, cuando repito la experiencia, mis ojos vuelven a traicionarme, humedeciéndose con una facilidad impropia de alguien que no se considera a si mismo un sensiblero.

He reflexionado numerosas veces sobre qué hace a esta película tan especial y la conclusión acaba siendo siempre la misma: todas y cada una de sus piezas son imprescindibles:

Gracias a “Sin Perdón” (Unforgiven) o “Medianoche en el Jardin del Bien y del Mal” (Midnight in the Garden of Good and Evil) sabíamos que Clint Eastwood podía dirigir películas imperecederas, pero la forma en la que ejecuta “Million Dollar Baby” la convierte en un clásico instantáneo. Desde el principio coloca la cámara en una posición perfecta para que desfilen ante nuestros ojos las situaciones y relaciones que nos quiere contar, tal y como quiere contárnoslas. La maravillosa y grave voz en off de Scrap, que entra y sale de plano complementando la narración, nos va guiando por lo que ha sido la vida de Frankie y comparte con nosotros, desde la sabiduría que otorga la experiencia, algunas lecciones vitales que nunca se olvidan y que contribuyen a reforzar el aire épico de la película.

“A Frankie le gustaba decir que el boxeo es antinatural,

que en el boxeo todo va al revés;

a veces, el mejor modo de golpear es retroceder….

pero si retrocedes demasiado, dejaras de estar peleando”

Siempre han existido discusiones sobre cómo utilizar la voz en off en cine; pues bien, no se me ocurre un mejor ejemplo de ello. La narración es de una fluidez tan portentosa que te atrapa desde el primer momento y te sumerge en una historia de un calado emocional rara vez experimentado en cine.

Hay otro aspecto técnico que dota a “Million Dollar Baby” de una atmósfera inolvidable; se trata de la fotografía de Tom Stern, inseparable de Eastwood en sus últimos trabajos y uno de los mejores en su profesión. Utiliza una iluminación tenue, con tonalidades tendentes al verde y al marrón, que contribuyen a potenciar la intimidad y calidez de las secuencias clave de esta obra, como la correspondiente al primer encuentro entre Maggie y Frankie, que supone la primera negativa del éste a entrenarla, o aquella en la que Maggie acaba convenciéndole  para que lo haga, a la luz de un solitario foco cuando todos se han ido ya del gimnasio. Magia pura entre tinieblas.

El guión de Paul Haggis es otro responsable directo de que esta película haya alcanzado su merecido status de obra maestra. La construcción de personajes es de una profundidad sobresaliente, gracias a unos diálogos precisos y ricos en matices, y a la citada voz en off que nos informa sobre el pasado de cada uno de nuestros protagonistas, de modo que entendamos en todo momento el por qué de sus actos.

Con un escenario de estas magnitudes, lo único que necesitaba Eastwood para cerrar el círculo era un reparto que estuviese a la altura. Lo sabía perfectamente y apostó al caballo ganador; llamó a su íntimo amigo Morgan Freeman, a quien ya había dirigido en “Sin Perdón”, y contrató a Hilary Swank, actriz de un talento contrastado a la que supo guiar en la consecución de su segundo Oscar. Asumió el otro rol protagonista, mostrando una madurez interpretativa inédita en su larga carrera, y rodeó a su elenco principal de una serie de secundarios carismáticos y conmovedores; sin olvidar el gimnasio Hit Pit que, merced a la fotografía de Stern y a un gran diseño de producción, adquiere personalidad propia, convirtiéndose en un personaje mas.

Siempre que confecciono una lista de las películas que mas me han emocionado a lo largo de mi vida, “Million Dollar Baby” acaba haciéndose un hueco entre los primeros puestos. Clint Eastwood alcanzó la cima de su talento creativo con una historia de amistad, superación, redención y amor fraternal, dejando el listón tan alto, que ni siquiera él mismo ha sido capaz de repetir semejante hazaña. Y es que después de triunfar por todo lo alto con “Mystic River”, nadie podía sospechar que “El Sucio de Harry” Callaghan guardara su mejor bala en la recamara.

Curiosidades

– La película fue dirigida en 37 días.

Angelica Huston compró los derechos del libro para en nombre del productor Albert S. Rudy, esperando que éste le pidiera que la dirigiese, pero no fue así.

– La primera actriz a la que se le ofreció el papel de Maggie fue a Sandra Bullock, quien condicionó su participación a que la dirección corriera a cargo Shekar Kapur. Gracias a Dios cuando el estudio dió luz verde a proyecto, Bullock estaba ya comprometida para hacer “Miss Agente Especial 2″. Ufffff.

– A Morgan Freeman se le ofreció el papel de Frankie Dunn antes de que Clint Eastwood estuviera involucrado en el proyecto, pero desde el primer momento declinó la oferta en favor del papel de Scrap.

– Se supone que a Paul Haggis, que estaba dirigiendo por aquel entonces su debut “Crash” y que fue guionista de “Million Dollar Baby”, se le encargó la dirección de esta película y que Clint Eastwood iba a actuar únicamente. Pero una vez aceptó, pidió hacerse cargo de la dirección también con el consentimiento de Haggis.

– Con el Oscar al Mejor Director por “Million Dollar Baby”, Clint Eastwood, a sus 74 años,  se convirtió en el director mas viejo en ganarlo.

– El presupuesto inicial fue de 30 millones de dólares, pero acabó costando 18 millones, gracias a la rapidez con la que suele rodar sus películas Clint Eastwood o “one shot director” (director de una sola toma) como se le conoce en Hollywood.

Carlos Fernández Castro

Million Dollar Baby (2004), 8.3 out of 10 based on 3 ratings
Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,

4 Comentarios

  1. Estoy de acuerdo, en este espacio común de recuerdos cinematográficos( que estupendo es que el cine conecte a la gente) yo aporto el mío sobre esta pelicula.
    La ví hace unos 6 o 7 años por primera vez y única vez en los cines de la plaza de los cubos. Y de hecho no la ví entera….no pude.Ha sido la única vez en mi vida que me he salido de una sala de cine y ha habido bodrios que he pagado hasta las últimas letras, pero con “Million..” Dejé dentro de la sala a un buen amigo con el que fuí y que me contó la parte final en mal español, y me contó bastante porque me marché de la sala a la mitad. El papel de Swank me ha acompañado desde entonces, por su honestidad ante la vida y su valentía infinita, así como esos dos mentores callados, con esas miradas que penetran el género humano en el ring de la vida que uno vive, con sus diálogos, los silencios del local, la letanía del golpeo de los sacos y el darlo todo cada día y volver al día siguiente… No puedo comentar formalmente la película, aunque estoy de acuerdo con esas sombras maravillosas y esos colores…Espero poder verla algún día , porque no he querido volver a esta historia que me conmueve infinitamente también a mí.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
  2. “Mo cushla”

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    • Buenas Pelucabrasi,
      Cuánto se te ha echado de menos.
      Efectivamente, quien haya visto la película sabe que no hay mas que decir: “Mo cushla”

      VN:F [1.9.22_1171]
      Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
  3. no puedo dejar de emocionarme cada vez que la veo.Una de las mejores.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

Escribe un comentario