Blog de Cine

Charada (Charade) (1963)

VN:F [1.9.22_1171]
La valoracion de nuestros lectores:
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)

Nota: 9

Dirección: Stanley Donen

Guión: Peter Stone

Reparto: Cary Grant, Audrey Hepburn, Walter Matthau, James Coburn, George Kennedy

Fotografía: Charles Lang Jr.

Música: Henry Mancini

Para los que no hayan disfrutado todavía de esta maravillosa película, mi más sincera enhorabuena. “Charada” es la mezcla perfecta de comedia, romance y acción que numerosos directores llevan 50 años intentando replicar sin éxito. Para comprobarlo, no hay mas que mirar la cartelera: “Noche y Día” se estrenará en un par de semanas intentando repetir la fórmula de “Charada”, pero se quedará en eso, un intento.

Argumento: Regina (Audrey Hepburn) se ha casado recientemente con Charles, un hombre al que no conoce a penas. Repentinamente Charles muere en circunstancias extrañas y Regina es reclamada por el gobierno francés a causa de ciertas irregularidades en la identidad del mismo. De repente, se ve inmersa en una serie de desagradables situaciones, provocadas por un botín que  supuestamente ha heredado de Charles, pero que ella desconoce por completo. Devlin (Cary Grant), ciudadano americano, entra en su vida como por arte de magia para ayudarla a escapar de todos aquellos que le persiguen en busca de ese dinero que supuestamente está en sus manos.

El culpable de este milagro fue Stanley Donen, director hasta ese momento de exitosos musicales (“Cantando bajo la Lluvia”, “Una Cara con Angel”), que en 1962 decidió dar el salto a otro tipo de géneros, cansado de su encasillamiento. Su decisión no pudo ser mas acertada, ya que en su primera tentativa construyó una de las películas más divertidas y trepidantes de los 60. Para ello, se aseguró la participación de algunas de las más importantes vacas sagradas de Hollywood, tanto en el aspecto técnico como en el artístico.

Donen debía ser un tipo con estrella. Consiguió algo de lo que Billy Wilder nunca fue capaz: trabajar con uno de los mejores actores de todos los tiempos, Cary Grant, y emparejarlo con una de las estrellas más rutilantes del Hollywood clásico: Audrey Hepburn. El director austriaco ya lo había intentado en “Arianne”, pero la respuesta de Grant volvió a ser la misma que en anteriores ocasiones, a pesar de la amistad y admiración mutua que se tenían. En el caso de “Charada”, Donen ofrecía al actor inglés un papel que encajaba a la perfección con sus gustos y le daba la oportunidad de mostrar todo su talento, tanto en la vertiente cómica como en la dramática. El resultado de hacer compartir planos a dos estrellas como éstas fue el esperado: pura magia. No contento con esto, Donen tiró la casa por la ventana contratando para papeles secundarios a George Kennedy y James Coburn. Pero quien verdaderamente brilla en cada una de sus apariciones es el gran Walter Matthau, quien con una seriedad pasmosa y una vis cómica irrepetible interpreta a un personaje antológico, que serviría como aperitivo de lo que iba a ser una carrera impecable.

Desde luego que uno de los secretos de “Charada” es su guión.  Peter Stone construye un laberinto perfecto en el que nos perdemos sin poder evitarlo, al igual que le ocurre al personaje de Hepburn. La historia, repleta de giros inesperados, nos sorprende cuando menos lo esperamos, haciéndonos sentir en la piel de Regina y sintiendo su desesperación y desconcierto.

La película está repleta de secuencias memorables que perduran en la memoria para siempre.  El ritmo que impone Donen en cada uno de los planos es magnífico, manteniendo la intensidad en todo momento y dando los respiros necesarios al espectador para, acto seguido, volver a zarandearle sin piedad. Momentos como el de Coburn y Hepburn en la cabina con las cerillas son irrepetibles. Grant duchándose en la habitación de Hepburn con el traje puesto, el primer encuentro entre Regina y el personaje interpretado por Matthau, el esperpéntico velatorio tras la muerte de Charles y un largo etcétera de momentos hacen de esta película un hito en la historia de la comedia sofisticada.

Película imprescindible por muchas razones. Ente otras, ver juntos en pantalla a dos actores irrepetibles como Grant y Hepburn. Hay recomendaciones arriesgadas, otras son mas seguras, pero en este caso, no tengo duda alguna.

Como aperitivo, un vídeo con los magnificos títulos de crédito iniciales, acompañados por la maravillosa música de Henry Mancini, magistral como siempre.

Carlos Fernández Castro

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

4 Comentarios

  1. Gran recomendación, Carlos. Efectivamente estamos ante cine del bueno, del clásico, del irrepetible.
    Con un guión impecable y un Cary Grant inmenso, en cuanto tengais la ocasión de verla, aparte de disfrutar de lo lindo, se os adosarán de inmediato, imagenes inolvidables del acervo popular cinematogáfico: la ducha que se pega el bueno de Cary o la danza de las naranjas en el club de jazz ( magistralmente rodada ) son buenos ejemplos (pero no los únicos) de ello.

    Gracias Carlos, por no sólamente guiarnos en el marasmo de estrenos en los que empeñar nuestra cartera, sino también por adentrarte, y adentrarnos, en el cine de los maestros del pasado.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    • Cierto, la danza de las naranjas es increíble. Para mi Cary Grant puede que sea el mejor actor que haya visto en cine junto a Paul Newman. No sabría con quien quedarme.
      Ahora toca un poco de cine antigüo, que ya bastante hemos hablado de cine actual. En tiempos difíciles hay que recurrir a los grandes clásicos.

      VN:F [1.9.22_1171]
      Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
  2. ¡Ayer pude ser una de esas privilegiadas que vio la película por primera vez! Y sin duda, apuesta segura.

    ¿alguna otra recomendación de Stanley Donen aprovechando el ciclo en la filmoteca? Por lo que he leido en tu blog tengo ganas de ver “The grass is greener” , ya se ha pasado el día, pero siempre habrá ocasión de verla en casa.

    ¿sabes cómo llaman a la persona a la que se le reconoce una habilidad extraordinaria en una determinada área del saber, con capacidad de enseñar y compartir sus conocimientos con otras personas, denominadas discípulos o aprendices? MAESTRO

    Gracias por tu blog

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    • Hola Tama,
      Lo primero de todo, muchas gracias por tus palabras, exageradas eso sí, pero que valoro inmensamente. Precisamente lo que comentas es lo que pretendemos con este blog, intentar transmitir esa pasión desmedida que, en mi caso, siento por el Séptimo Arte.
      Me alegro de que te gustara la película; francamente no tengo mucho mérito al recomendarla, ya que es una apuesta segura.
      En cuanto a Donen, tiene varias películas interesantes. No es una vaca sagrada, pero en su filmografía cuenta con algunas películas realmente extraordinarias. “Charada” por supuesto, pero sobre todo “Cantando bajo la Lluvia”, una de las grandes obras maestras de la historia del cine. Sé que muchos tienen prejuicios con los musicales, pero esta obra es capaz de encandilar al máximo detractor del género, a través de su gran sentido del humor, antológicos números musicales y excelentes actores (Gene Kelly y Donald O’Connor mágicos); todo esto complementado con una trama en la que se explica la transición del cine mudo al sonoro de una manera tronchante, gracias a un guión de un ingenio infinito.
      Como creo que la Filmoteca no programa ya esta película, recomendaré otra magnífica comedia agridulce de Donen llamada “Dos en la Carretera” (Two for the Road) interpretada por Audrey Hepburn y Albert Finney, en la que se hace un estudio pormenorizado del matrimonio a lo largo de la vida del formado por los dos personajes protagonistas. Brillante e innovadora una vez mas. Jueves día 23 de septiembre también en la Filmoteca.
      Gracias a ti por leerlo. Un beso.

      VN:F [1.9.22_1171]
      Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

Escribe un comentario